Reseña: Hija de Humo y Hueso.

enero 11, 2017

¡Muy buenas! Hoy traigo una reseña que llevo aplazando desde noviembre. Pero al fin la tenemos aquí.
Como el nombre del título indica, se trata nada más y nada menos que de la primera parte de la saga de Laini Taylor.
De este libro no sabía nada más que el título cuando me lancé a leerlo, iba totalmente a ciegas. Lo que encontré dentro me dejó bastante impresionada ya que la temática es un poco... diferente a lo que estoy acostumbrada a leer. ¡Comenzamos!

Ficha técnica:
Título: Hija de humo y hueso
Título original: Daughter of Smoke and Bone
Saga: 1º Hija de humo y hueso
Autor: Laini Taylor
Editorial: Alfaguara
Encuadernación: Rústica con solapas
Nº Páginas: 464


Sinopsis.

Una vez fue una niña inocente que jugaba con plumas en el suelo de la guarida de un diablo. Pero ahora aquella inocencia había desaparecido... 

Karou es una estudiante de arte de 17 años que vive en Praga. Pero ese no es su único mundo. A veces, Karou desaparece en misteriosos viajes para realizar los encargos de Brimstone, el monstruo quimera que la adoptó al nacer.

Tan misteriosa resulta Karou para sus amigos, como lo es para ella su propia vida: ¿cómo es que ha acabado formando parte de una familia de monstruos quimera? ¿Para qué necesita su padre adoptivo tantos dientes, especialmente de humanos? Y, ¿por qué tiene esa recurrente sensación de vacío, de haber olvidado algo?

De pronto, empiezan a aparecen marcas de manos en las puertas, señal de que la familia de Karou corre grave peligro. Karou tratará de cruzar al mundo quimérico para ayudarles, pero es perseguida por los serafines. Entre ellos se encuentra Akiva, un ángel arrebatadoramente hermoso al que Karou está unida de forma que ni ella misma puede imaginar.



















Opinión personal.

Para empezar tenemos a Karou. Es una chica normal y corriente que vive en Praga, con el pelo azul, estudiante de arte y cubierta de tatuajes. 
Se pasa los días en la estrambótica cafetería "La Cocina Envenenada" con su amiga "Zuze". Y cuando no, se pasa horas dibujando extrañas caricaturas que Zuze denomina "criaturas extrañas". 
Lo que su amiga no sabe es que esas criaturas, son reales, porque...
Karou tiene una vida secreta

Una vida que está llena de preguntas para las que no tiene respuesta.
Preguntas como para qué quiere Brimstone dientes humanos.
Preguntas como por qué están apareciendo en los portales figuras de manos marcadas a fuego y cenizas.
la verdad reside en que Karou corre peligro, dado que es protagonista de una guerra ancestral. Y nadie sabe la magnitud de sus consecuencias.

ME EN-CAN-TA. Es una de las mejores sagas que he leído en mucho, mucho tiempo. Karou es de los pocos personajes protagónicos femeninos que ha conseguido agradarme, es una guerrera de los pies a la cabeza. Caracterizada por un tesón y una personalidad muy fuerte, lucha por poner a salvo a su familia aunque eso la arrastre a la muerte (literalmente) Laini consiguió estructurarla como un personaje muy real, y bien es cierto que muchas veces esa cabezonería me sacaba de quicio, pero consigue hacer que sientas lo mismo que siente ella. Cuando Akiva aparece, la historia da un giro de 180 grados. Todo lo que creí haber entendido de la lectura hasta su aparición, de repente da un cambio drástico y te deja totalmente confundida. No entendía la motivación del personaje, mucho menos con las historias que se intercalan del pasado. Eso logró confundirme el doble porque Akiva es todo misterio.
Con los capítuos intercalados de historias que sucedieron tiempo atrás, sólo podía pensar: ¿Quién es ella? Ese es un punto en contra, los saltos pasado-presente.
Y de un momento a otro, toda esa confusión generada por la repentina aparición de Akiva, los relatos pasados con ese "misterioso personaje" se disipó.
Te dejan pistas sutiles que cuando las sigues, llegas a encontrar la solución, mucho antes de que el libro lo cuente. Y te deja impactado.

Este libro tiene un inicio lento y quizá un poco pesado. Las dudas de Karou fueron las mías, y eso hacía que la lectura no avanzara. Pese a todo, la forma de Laini de escribir es amena, muy ligera en los detalles porque en unos se esmera mucho en la descripción, mientras que en otros simplemente, pasa por encima de una forma muy sutil, y eso me encanta.
El final es impresionante, es de estos que te tienen en tensión hasta la última frase de la última página, no exagero. Te deja la mente hecha un trapo, y solo puedes dar vueltas y vueltas especulando hasta que lees la segunda parte. Te alegras, porque todo encaja pero luego ves, que no encaja como esperabas, cosa que hace que cojas la segunda parte con un ansia voraz. 


"Érase una vez, antes de que existieran las quimeras y los serafines, el sol y las lunas. El sol estaba prometido en matrimonio con Nitid, la hermana brillante, pero era la recatada Ellai, siempre escondida tras su descarada hermana, a la que él deseaba. El sol se las ingenió para abalanzarse sobre ella mientras se bañaba en el mar, y la tomó. Ella luchó, pero él era el sol, y pensaba que tenía derecho a conseguir lo que quisiera. Ellai lo apuñaló y escapó, y la sangre del sol se derramó como chispas sobre la tierra, donde se convirtió en los serafines –hijos ilegítimos del fuego-. Y al igual que su padre, creyeron que tenían derecho a desear, tomar, y poseer. 
En cuanto a Ellai, le contó a su hermana lo que había sucedido, y Nitid lloró, y sus lágrimas cayeron a la tierra y se convirtieron en las quimeras, hijos de la tristeza."



¿Vosotros lo habéis leído? Si lo habéis hecho, contadme que os ha parecido. Y si no lo habéis leído... ¡No sé a qué estáis esperando!
Nos vemos el sábado con un nuevo booktag. ¡Hasta entonces! 

You Might Also Like

2 comentarios

  1. Ay, que bien te explicas en las reseñas, de verdad, FAN.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡No exageres que no es para tanto! Muchas gracias aún así ♥♥♥

      Eliminar

Advertising

Advertising

Entrada destacada

Mapa de Blogs.